martes, 25 de abril de 2017

Cortland Alley: el Callejón del Crimen de Gotham City

Gotham es una de esas series que, si bien empezaron bastante flojas y decepcionando a buena parte de su audiencia principal (es decir, fans de DC en general y de Batman en particular), lo cierto es que con el paso del tiempo ha logrado situarse como un gran producto de entretenimiento repleto de violencia y crudeza , logrando reimaginar de manera aterradora a personajes inicialmente ridículos como Jarvis Tetch y dándonos uno de los mejores Oswald Cobblepot imaginables. Gotham es, en cada nuevo episodio, más parecido al Gotham de los cómics.

Teniendo en cuenta que Gotham es aún a día de hoy un apodo utilizado frecuentemente para referirse Nueva York y que de hecho la ciudad que nunca duerme fue la principal inspiración para la ciudad del Caballero Oscuro (ya entraremos en esto con más detalle en otro artículo), parece lógico que los responsables de la serie utilicen la auténtica Nueva York como escenario real para rodar la serie.

Uno de estos lugares reales es Cortland Alley. A lo mejor no os suena, pero lo conocéis. Imagináos por un momento la típica película o serie abientada en Nueva York en la que el héroe o el villano aparecen en un sórdido callejón donde nada bueno puede pasar. Pues bien, casi con total seguridad, ese callejón es Cortland Alley.

Situado en pleno corazón de Chinatown, Cortland Alley es el ejemplo perfecto de callejón que atrae los problemas. Resulta curioso el hecho de que en tantas producciones ambientadas en Nueva York se recurra tanto a los callejones, ya que lo cierto es que no es algo que abunde en la Gran Manzana. De hecho, este tipo de escenas se suelen rodar en Los Ángeles. Pero cuando se quiere rodar en Nueva York, Cortland Alley es el lugar al que ir. 

Concretamente, en Gotham, el famoso callejón fue el lugar escogido para recrear una de las localizaciones más importantes de la mitología del Hombre Murciélago: Crime Alley, el sórdido lugar donde son asesinados los padres de Bruce Wayne.

Jim Gordon y Harvey Bullock llegan al infame Crime Alley, donde ha tenido lugar un crimen que cambiará el mundo

Llegar al mismo es muy sencillo, basta con recorrer Canal Street (una de las arterias principales del barrio chino) y fijarse un poco, ya que en estos momentos su entrada está cubierta de andamios y puede pasar desapercibido (al igual que ocurre con la estación de bomberos de Ghostbusters en TriBeCa...la ciudad se encuentra repleta de dichosos scaffoldings). 


Entrada a Cortland Alley


Una vez en su interior, queda claro que estamos en el lugar correcto. Los laterales repletos de escaleras de incendios, la tremenda suciedad dejada por la gente sin techo que hace del callejón su hogar, el silencio...no hay duda de que pasear por aquí de noche y sólo debe dar miedo. 




Todos conocemos la escena. La hemos visto cientos de veces, sabemos lo que va a ocurrir, pero sigue siendo una de las favoritas de los fans por su dureza y por representar como ninguna otra el nacimiento de Batman y el inicio de su obsesiva cruzada contra el crimen. Batman v Superman empieza con esa misma secuencia (fans de The Walking Dead, os recomiendo volver a verla y fijaros en los padres de Bruce...), y por supuesto en la serie de Gotham tiene la importancia esperada.

Jim Gordon intenta consolar a un joven Bruce Wayne tras la muerte de sus padres. No todos los héroes llevan capa.

Estar ahí, en persona, recorriendo el callejón donde nace la leyenda del Caballero Oscuro, es toda una experiencia que ningún fan de los superhéroes debe dejar escapar si su camino le lleva por Chinatown.

Previously, on Gotham...


A legend is born...

No hay comentarios:

Publicar un comentario